De que va todo esto

¿De qué va todo esto? Este blog no pretende ser más que un conjunto inconstante (espero que no incoherente) de opiniones surtidas. Pero recuerda:
"Las opiniones son como el agujero del culo, todos tenemos uno y creemos que el de los demás apesta."

jueves, 15 de noviembre de 2012

Un Diablo de película


Creo que es en la película Sospechosos Habituales donde se dice:

“El  mejor truco que el diablo inventó fue hacer creer al mundo de que no existía.”

      Hay que reconocer que la frase es ingeniosa, claro que también se podría responder que “El mejor truco que la iglesia inventó fue hacer creer al mundo que el Diablo (o ya puestos Dios) existía”. Pero bueno, tampoco se trata de enzarzarse aquí en una discusión teológica, ni de escribir un sesudo tratado sobre como el cine ha tratado la figura del Diablo, el Demonio, Satán, Lucifer, Mefistófeles, Belcebú, Satanás, el Maligno, Pedro Botero, El Ángel Caído, El Príncipe de las Tinieblas,… o como quiera llamársele.

      Seguramente hay otras figuras religiosas, como Jesús, Buda, Mahoma (bueno, este puede que no tanto, a riesgo de que te pongan un bomba, visto lo visto ¡cualquiera se anima!…) que han sido llevadas a la pantalla más veces, pero probablemente no con tanto arte, interés o incluso gracia como “mi amigo Satán.”

       No se trata disertar sobre cómo la figura del Maligno ha sido llevado a la pantalla a lo largo del siglo y pico de historia del cine, sino simplemente de recordar sus  apariciones más “memorables”. Para ello he seleccionado una docena de  actores y películas, alguna cita y un fragmento de cada una para que recordéis la película o para que la descubráis si no la habéis visto.


EL PRIMERO

#00. Georges Méliès (como Le Diable) en “El diablo en el convento”  (Georges Méliès-1899)

      La pongo a modo de prólogo, y “fuera de concurso”, porque dadas las circunstancias es difícil de comparar con los demás.

      Además tampoco me las voy a dar de erudito y debo confesar que no se si realmente fue la primera aparición del maligno en el cine, pero bueno, es lo suficientemente antigua, y ¿que mejor que empezar por un pionero como Méliès? ¿no os parece?




LOS GRANDES

     Ahora vamos ya “en serio”. Grandes actores que han interpretando al demonio, normalmente en papeles secundarios (pues el protagonista de la película, al menos nominalmente, es otro) pero que se comen la pantalla.


#01. Al Pacino (como John Milton) en "Pactar con el Diablo" (Taylor Hackford-1997)

     Triunfador, mundano, un humanista y “un devoto del hombre”…. Y encima picapleitos: le viene como anillo al dedo dirigir un bufete de abogados. Pero sobre todo es sarcástico e irónico en grado sumo. El vídeo corresponde al monólogo que creo que es el momento culminante de su actuación.    
“La vanidad, es sin duda mi pecado favorito”
“Quizás sea cierto, quizás Dios haya jugado demasiado a los dados y haya perdido el planeta...”



#02. Robert De Niro (como Louis Cyphre) en "El corazón del ángel" (Alan Parker-1987)

     Otro de los grandes. Ladino, taimado, aristocrático, inquietante, coleccionista de almas (como siempre) y en este caso (escondido tras un pseudónimo que es un anagrama de Lucifer, y que el bueno de Mickey Rourke tarda bastante en pillar) un buen contable al que le gustan “saldar las cuentas”… y los huevos duros, por lo que se ve.

“-Se va a quemar por esto Angel.
-Lo sé, en el infierno.”




#03. Jack Nicholson (como Daryl Van Horne) en "Las brujas de Eastwick" (George Miller-1987) 

      Elegante, seductor (aunque con métodos poco convencionales) mujeriego, juguetón, y con ese puntito, apenas contenido, de loco que siempre parece tener Jack Nicholson. No queda muy claro si es sólo un diablillo, o El Diablo, pero en cualquier Cher, Susan Sarandon y Michelle Pfeiffer acaban invocándolo casi sin querer y el acaba seduciéndolas a las tres.
“-¿Estás tratado de seducirme?

-Yo jamás me atrevería a seducirte, Alexandra. Nunca ofendería a tu inteligencia con una cosa tan trivial como la seducción, pero... me encantaría joder contigo.
-Bueno, verás, confieso que admiro enormemente tu sinceridad, Daryl y voy a tratar de ser igual de franca contigo. Yo creo... No, estoy completamente segura, de que eres el hombre menos atractivo que he conocido en todos los días de mi vida. En el poco tiempo que hemos pasado juntos has demostrado poseer todas las características más odiosas de la personalidad masculina, incluso algunas que desconocía. Físicamente eres repulsivo e intelectualmente pobre. Moralmente despreciable, vulgar, insensible, egoísta, careces de gusto, tienes un detestable  sentido del humor y hueles mal. No eres ni interesante como para darme asco.
- Eeeeh... ¿prefieres estar encima o debajo?"
     Aunque cuando las tres pretenden deshacerse de él, su opinión de las mujeres cambia un poco:
“Voy a hacerles una pregunta a ustedes que vienen a la iglesia: ¿creen que Dios sabía lo que hacía cuando creó a la mujer? [...] ¿O son ustedes tan ingenuos que también creen que fue un error? Como las olas gigantes, como los terremotos o las inundaciones. [...] ¿Qué pasa? ¿Creen que Dios no comete errores? ¡Pues claro que sí! Todos nos equivocamos. Sólo que a los nuestros los llaman maldad y a los errores de Dios los llaman naturaleza. ¿Qué creen ustedes? ¿Que la mujer es un error? ¿O es que Dios nos la jugó a propósito?"


#04. Gabriel Byrne (como Satán) en “El fin de los días” (Peter Hyams-1999) 

      Persuasivo, convincente y sibilino, un negociante nato capaz de darte lo que más quieras a cambio de cierta información para encontrar a la que será la madre de su hijo.

“- Voy a decirte una cosa sobre Él. Él es el mayor chapucero de todos los tiempos. Tenía un buen publicista, eso es todo.
    Si pasa algo bueno, es su voluntad. Y si pasa algo  malo, sus caminos son inescrutables.”

      Pero también temible cuando se cabrea. Se necesita a todo un cachas de ira fácil,  nada menos que a Arnold Schwarzenegger para enfrentarse a este tío:
“- ¡Oooh! Oye, ahora me estás cabreando. Y no te va a gustar verme cabreado, créeme.

- ¿Tu vas a joderme? Te consideras cruel ¿eh? Eres un puto monaguillo comparado conmigo. ¡Un monaguillo!”



LOS DIVERTIDOS

      No sólo de thrillers sobrenaturales vive el satánico, también hay comedias que tratan el tema y diablillos cómicos, graciosos y con una cara más amable.


#05. Elizabeth Hurley (como El Diablo) en “Al diablo con el diablo” (Harold Ramis-2000)

      Sexy, gamberra, mala, bromista, cachonda, y capaz de hacérselas pasar putas al pobre de Brendan Fraser durante toda la película, por “siete únicos y fabulosos a cambio de una miserable alma” porque como ella dice: “las almas están sobrevaloradas: no sirven para nada. ¿Acaso ha hecho algo la tuya a cambio por ti)”.
       Indudablemente de toda la lista es, el príncipe de las tinieblas, bueno la princesa en este caso, que está más buena: mi diablesa favorita.

“-El párrafo uno especifica que yo, el Diablo, una empresa sin ánimo de lucro, con oficinas en El Purgatorio, El Infierno y Los Angeles, te concederé siete deseos para que los uses como te plzaca.
-¿Siete? ¿Por qué no ocho?
-¿Y por qué no seis? Yo que se. Siete simplemente sonaba bien”



#06. Harvey Keitel (como Papá) en “Little Nicky” (Steven Brill-2000)

      En una película cuyo protagonista es el hijo pequeño del diablo es lógico que al príncipe de las tinieblas se le llame simplemente “papá”.
      Aquí el de Diablo es un cargo hereditario, que pasa de generación en generación, eso si, cada 10.000 años. Y Keitel es un hombre familiar, entrañable, padre de tres hijos, y a punto de jubilarse.
     Vamos un currante más, que tiene entre sus tareas diarias meterle, puntualmente a las cuatro,  una piña por el culo a Hitler. ¿cómo no va a caerte simpático?
“¿Qué todo va bien?¡No me jodas!¡La última vez que me dijiste que todo iba bien empezó el renacimiento!”



#07. Laird Cregar (como Su Excelencia) en "El diablo dijo no" (Ernst Lubitsch-1943)

      Señorial, bien vestido, y todo un gerente profesional que regenta un selecto club donde Don Ameche tiene que demostrar que ha hecho méritos suficientes para poder entrar.
“- Espero que no me considere poco hospitalario si le digo: lo siento señor Van Cleve, pero aquí no tiene cabida la gente como usted. Por favor, haga sus reservas en otro lugar.
- ¿En otro lugar? Pero excelencia, si entro en el vestíbulo de la otra parte...
- ¿Se refiere a... Arriba?
- Sí. Se lo que ocurrirá: puede que ni dejen que me registre. Incluso el portero no me permitiría pasar.
- Eso nunca se sabe, aunque inténtelo. A veces tienen un cuartito libre en el anexo. No exactamente donde da el sol, y no muy confortable. La cama podría ser dura y quizá tendría que esperar algunos siglos antes de pasar al edificio principal. Pero intentarlo no le hará daño.”




#08. Dave Grohl, ex-Nirvana (como Satán) en "Tenacious D: Dando la nota" (Liam Lynch-2006)

      ¡Que mejor para interpretar a un diablo rockero como este que el ex-batería de Nirvana! Además, a diferencia de los que llevamos hasta ahora, con su “uniforme oficial”: cuernos, pezuñas,…

      Recupera un fragmento de su colmillo que Jack Black usaba como púa de guitarra (¡pésima traducción eso de uña!) para tocar la guitarra y este lo reta a un duelo de rock…
“Escuchad, tener una púa satánica no va a mejorar vuestro rock, porque Satanás no está en una púa... está dentro de todos. Está aquí. En vuestros corazones. Él nos hace evitar el trabajo, el ejercicio y decir la verdad. Él quiere que nos vayamos de parranda y que jodamos toda la noche. Es la voz en tu cabeza que manda a la mierda a la gente que odias. “



LOS SERIOS

      Estos tipos (y tipas) resultan inquietantes y llegan a dar miedo de verdad: se lo toman en serio.


#09. Max von Sydow (como Leland Gaunt) en "La Tienda" (Fraser C. Heston-1993)

     Un honrado comerciante, elegante a la par que sagaz. Regenta una pequeña tienda llamada Cosas Necesarias -recién abierta en un pueblecito lleno de buenos vecinos- que parece tener el objeto que cada uno de sus habitantes desea más en el mundo, y como prueba de buena voluntad, les deja a sus clientes que fijen ellos mismos el precio que pueden pagar: eso si, a cambio le tiene que hacer un pequeño favor, aparentemente inofensivo…
“Llevo mucho tiempo en este negocio. Cuando empecé no era más que un vendedor ambulante en un territorio perdido y distante, siempre viajando de acá para allá. [...] y al final terminaba ofreciéndoles armas. Y siempre las compraban. Pero claro, yo a me iba antes de que se dieran cuenta de lo que habían comprado.”

“¿El joven carpintero de Nazaret? Lo conocí muy bien. Era un muchacho que prometía, pero… lo mataron.”


#10. Juliette Caton (como la “el ángel de la guarda”) en "La última tentación de Cristo" (Martin Scorsese-1988)
 
   Una de las caracterizaciones de Satán en la polémica película de Scorsese es la que hace esta desconocida actriz de voz y aspecto angelicales. Tan angelical, adorable, y elocuente que logra convencer a un agonizante y crucificado Jesús de que abandone, baje de la cruz y viva su vida como un hombre normal.
     Por cierto, una curiosidad, un par de años más tarde, esta actriz interpretó a Heidi en una versión llamada “Mas allá de la aventura” (Courage Mountain): encasillada en papeles de niña adorable…
“¿Engañarte? Amar y cuidar de una mujer, tener una familia, ¿es eso un engaño? ¿Por qué estás tratando de salvar al mundo? ¿No son suficientes tus propios pecados para ti? ¿Qué arrogancia te lleva a pensar que puedes salvar al mundo? El mundo no necesita ser salvado: sálvate tú. Encuentra el amor.”



#11. Rosalinda Celentano (como Satán) en "La pasión de Cristo" (Mel Gibson-2004)

         Este Satán si que da mal rollo de verdad…
       Está interpretado por una mujer, pero con la caracterización que lleva  y esa voz tan ambigua resulta casi andrógino. La actriz es italiana (como curiosidad es la hija del cantante Adriano Celentano) y, sin llegar a ser una Monica Belluci (por citar otra de las protagonistas) no es nada fea…, cuando tiene pelo (haced la prueba, buscad algunas fotos suyas en Google).
    Aunque aparece relativamente poco en la película, cada vez que lo hace es desasosegante.
 “¿Crees de verdad que un hombre puede cargar con todo el peso del pecado?
Ningún hombre puede cargar con ese peso, te lo aseguro”



#12. Peter Stormare (como Lucifer) en "Constantine" (Francis Lawrence-2005)

     Keanu Reeves es John Constantine: se suicidó, estuvo en el infierno y volvió resucitado, contra su voluntad, a trabajar patrullando “la frontera” entre el cielo y el infierno enviando a los esbirros de Satán de vuelta al averno  y salvando almas y para intentar también salvar la suya…

       El problema es que Lucifer, aquí un trajeado y elegante (todo de blanco impoluto, muy a la moda) Peter Stormare, también la quiere y no está dispuesto a renunciar a ella.
       Mucho look trendy, pero este tío da mal rollo si te lo encuentras por ahí.
“- Yo no creo en el diablo.
- Pues debería, porque él cree en usted.”



BONUS TRACK

#13. Silvia Pinal (como la niña-diablo) en "Simón del desierto" (Luis Buñuel-1965)

      Sí, sí, ya se que dije que serían doce, pero ¿que mejor que completar el pack con un número tan emblemático como el 13? (y claro, no era cuestión de llegar al 666, sería un poco excesivo) Además me apetecía meter un diablo que hablara español, aunque sea con acento mejicano.
        Probablemente sea una de las caracterizaciones más friki y bizarra (sí, bueno, ya se que no se dice así, pero es para que nos entendamos todos)  del demonio. Sobre todo cuando para tentar a Simón el Estilita se viste de colegiala “inocente”, pero procaz y con la lengua muy larga… literalmente.
 “Soy una niña inocente Simón, mira que piernas tan inocentes”





       Seguramente habrá muchos más, pero estos son los que mejor recuerdo y en algún punto había que trazar la raya. De hecho se queréis reivindicar a alguno de los ausentes, os invito a ello: para eso están los comentarios.

      Y para plantearos una pregunta ¿Cuál es vuestro diablo favorito de película? (no se trata tanto de juzgar lo buena o lo mala que sea la película en cuestión, sino más bien al actor y al personaje). ¡Animaos!

 

7 comentarios :

  1. Al pie de la página he puesto la lista por si os animáis a votar por uno u otro ;-)

    ResponderEliminar
  2. Muy buena selección. Yo me quedo con el 07, Laird Gregar en El diablo dijo no. Una de las películas más bonitas y divertidas que jamás se han hecho, y mi favorita de Lubitsch.

    ResponderEliminar
  3. Aunque he visto unas cuantas, de la que más me acuerdo es la de "Pactar con el diablo", para mí Al Pacino se sale!!
    Como diálogos me quedo también con el de "Pactar con el diablo" y con el de "El fin de los días" (daría para un buen debate jeje).
    Como diablo super inquietante me quedo con el/la de "La pasión de Cristo", ahora me entero de que es una chica...cuando vi la peli di por hecho que era un chico aunque un poco raro sí...uff pone los pelos de punta cuando sale...
    Hay diálogos muy divertidos jaja...buena recopilación Seldon!!
    (Por supuesto que voto)
    ;)

    ResponderEliminar
  4. Por supuesto, y para mi, es Robert de Niro en "El corazon de Angel".

    ResponderEliminar
  5. Pues no puedo elegir ninguno, los que he visto no me convencen mucho y otros que has puesto no los he visto. Me apunto el de La tienda, que le he visto muy buena pinta... ups, acabo de ver que la ponen y la ponéis fatal.

    ResponderEliminar
  6. Pues parece que el favorito de la mayoría ha sido Robert de Niro, en El Corazón del Angel }:->

    ResponderEliminar
  7. a mi me encanta el de Constantine!

    ResponderEliminar

Ya que has llegado hasta aquí, no te cortes y deja tu opinión: será bienvenida.