De que va todo esto

¿De qué va todo esto? Este blog no pretende ser más que un conjunto inconstante (espero que no incoherente) de opiniones surtidas. Pero recuerda:
"Las opiniones son como el agujero del culo, todos tenemos uno y creemos que el de los demás apesta."

lunes, 31 de marzo de 2014

7 Cajas. Si Tarantino fuese paraguayo...

http://www.filmaffinity.com/es/film809264.html

     Creo que 7 Cajas es la única película paraguaya que he visto en mi vida. Y no me arrepiento de haberla visto, porque aunque es una película hecha con un presupuesto probablemente bajo, con más ganas que medios, y a priori ambientada en un país que nos resulta lejano por las referencias culturales, el resultado es un vibrante thriller y una película con sus dosis  de acción y de misterio que deja en pañales a muchas otras con varias veces más presupuesto y actores más famosos.

     Y además es un debut, es la primera película de sus directores, y sospecho que para la mayoría de sus actores.

      Porque se podría decir que 7 cajas es la película con la que habría debutado Quentin Tarantino hubiese nacido en Paraguay y no en Teneessee.




     A ver, se que el símil es un poco exagerado, por no creáis que mucho: tiene un guión sencillo pero bien sólido, un montaje ágil, unos buenos diálogos, (el del tomate y la lechuga cuando hablan en clave no tiene precio)... lo único que le falta es la música: Tarantino hubiese incluido un montón de canciones antiguas que nadie conoce (hasta que él las usa). Aquí gran parte de la banda sonora es reggaeton… ¡Qué se le va a hacer!¡Nada es perfecto!

    El protagonista es Víctor, un joven carretillero como los hay por docenas, y su amiga Liz. Víctor sueña con ser famoso y salir en la tele o en las películas con las que se distrae, mirándolas en una de las tiendas del mercado. Su amiga Liz tiene un nuevo móvil, uno que puede grabar vídeos, de la que presume orgullosa ante él.



         La película se desarrolla íntegramente durante un día y una noche en el Mercado nº 4 de la ciudad de Asunción, una pequeña ciudad dentro de la ciudad, un pequeño laberinto de 8 manzanas de calles cubiertas de toldos y abarrotadas de puestos y tenderetes.

      Una verdadera jungla por donde pululan vendedores, clientes, curiosos, la policía,… y los carretilleros, que como su nombre indica son los que ofrecen sus servicios para llevar mercancías de un lugar a otro empujando sus carretillas a cambio de lago algo de dinero.

    Todos necesitan dinero.

    Nelson, otro carretillero está desesperado por conseguir algo de dinero para comprar las medicinas que necesita su hijo enfermo.

     Leti necesita dinero porque va a dar a luz, y piensa obtenerlo vendiendo su móvil, tarea que su amiga Tamara, hermana de Víctor, y con la que trabaja en las cocinas de un restaurante coreano del mercado.

    Y Víctor también necesita dinero y ve la oportunidad de ganarlo fácilmente (en una jungla tan competitiva y hostil como el mercado, donde hay docenas de carretilleros dispuestos a hacer el mismo trabajo que él) cuando recibe una extraña oferta de Darío, que regenta una de las carnicerías del mercado.

      Darío le da medio billete de 100 dólares (una pequeña fortuna para él) y le promete la otra mitad cuando complete el trabajo: tendrá que sacar de su carnicería 7 cajas (las famosas cajas del título) que no conviene que la policía vea allí,  llevarlas en su carretilla por el mercado durante unas horas sin cruzarse con la policía y dejarlas en un lugar seguro que le indicarán, para lo cual necesitará… un móvil que no tiene.

     Y esa es básicamente la historia de la película.

    Víctor, con su móvil prestado, paseando las misteriosas cajas (cuyo contenido ignora), esquivando a la policía, y a Nelson, el otro carretillero al que se adelantó quitándole el trabajo en sus narices.

     A la vez, se nos va contando la historia de otros personajes que pueblan el mercado: la de Nelson, la de su amiga Liz, la de su hermana Tamara y el hijo del dueño del restaurante coreano, la de Leti, embarazada y a punto de dar a Luz, la del carnicero y sus oscuros compinches, la de Alejandra, dependienta en una tienda de electrónica, la del Sargento Osorio, Servián y otros oficiales de policía,…

    Parece simple ¿verdad?, Bueno, pero no os dejéis engañar, a veces lo más simple es lo mejor.

    La película combina a la perfección acción y misterio, un guión que se va complicando a medida que averiguamos más cosas, una duración justa (ni demasiado corta ni demasiado larga: 100 minutos) y un ritmo trepidante (una de las frases que más se repite es “Corré Victor”) y con un montaje casi perfecto (¿Alguna vez habéis visto una persecución de carretillas en le cine? Yo desde luego, no).



     Me gustó mucho la frescura y la naturalidad de los dos personajes protagonistas, los dos chavales Víctor y Liz. No se si serán actores profesionales o si esa frescura viene precisamente de que no lo son y en su vida normal hablan y actúan así, pero en cualquier caso queda muy bien.

     Por cierto, una curiosidad, cuando empecé a verla me llamaron la atención los subtítulos, al fin y al cabo en Paraguay se habla español ¿no? ¿para que eran necesarios? Al poco tiempo me di cuenta que son imprescindibles: algunos diálogos que al principio te parece que no entiendes del todo bien, cosa que achacas al acento paraguayo o a la jerga y al vocabulario locales, resulta que no los entiendes simplemente porque no están hablados en español.

     En la película hay personajes que hablan español, personajes que hablan guaraní (que además de ser la moneda de Paraguay es la otra lengua oficial) y personales que hablan un dialecto mezcal de ambos, y que resulta que se llama jopará o yopará… Y todo ello mezclado, en la misma escena, en el mismo diálogo.

     Así que para entender diálogos como este, sacado de la película, os aseguro que, o eres paraguayo, o si que necesitas leer los subtítulos:
- …es de un amigo…
- Y dónde pio está tu amigo…,vo ko so chamiga, decina, o sino ko e ma difícil para vo…
- Ere porânte, ere poránte ne mitakuña’i…
- Decime noma ya…
- Que pio lo que pasa acá…
- oikuaase hikuái mba’épa oguereko la nde caja kuéra…
- kóa pio ne mba’e…
- sí, che nio ame’ênte chupe oñatende haguâ hese sapy’aite, mba’érepio…
- Procedimiento de rutina…
- Qué pio lleva adentro …
- Ropa nomá e oficial…
- háaihue¡…
- Masiado pesado ko ete e para ser ropa noma nde…
- Procedé nomá…
- Mba’épe piko eipota a’abri, che kuâme pio…
- Lápinta…na’âpe, inútil...

      En definitiva, una película sorprendente y fresca. Notable no sólo por ser un debut y venir de donde viene, sino por contarnos una historia que puede que ya hayamos visto antes de una manera nueva y fresca, o al menos con otro ángulo. Merece mucho la pena.




No hay comentarios :

Publicar un comentario

Ya que has llegado hasta aquí, no te cortes y deja tu opinión: será bienvenida.