De que va todo esto

¿De qué va todo esto? Este blog no pretende ser más que un conjunto inconstante (espero que no incoherente) de opiniones surtidas. Pero recuerda:
"Las opiniones son como el agujero del culo, todos tenemos uno y creemos que el de los demás apesta."

lunes, 1 de diciembre de 2014

El Puente. Un remake bien hecho


http://www.filmaffinity.com/es/film239005.html     Uno de los pocos defectos que se le puede poner a El Puente (The Bridge) es que no es una serie original, sino un remake estadounidense de una serie escandinava. A finales de 2011 se estrenó Bron|Broen, una serie coproducida entre Suecia y Dinamarca sobre la investigación conjunta de un crimen que tiene lugar en el puente internacional que une ambos países. La serie, de la que ya hablé aquí en su momento, era buena (más que buena de hecho) y bastante original por su planteamiento y por sus personajes.

    Tanto es así y tanto éxito tuvo que, como ya había ocurrido antes (por ejemplo con The Killing que fue la versión norteamericana de la danesa Forbrydelsen) rápidamente se lanzaron a hacer remakes. Y en este caso por partida doble: los Británicos hicieron El Túnel, con la misma premisa: la investigación conjunta de un crimen ocurrido en el Eurotúnel. Y esta, The Bridge, es la versión made in USA.


    La primera temporada es casi calcada de la primera temporada de la serie sueco-danesa, misma premisa, mismas situaciones, mismos personajes, mismas situaciones…


     Eso sí, todo ello adaptado al nuevo escenario: ahora el crimen no ocurre en el puente sobre el mar que hace frontera entre Suecia y Dinamarca sino en el puente sobre el Río Bravo (o el río Grande según desde que lado de la frontera lo mires) entre El Paso, en Estados Unidos y Ciudad Juárez, en México. Pero por lo demás, y salvo adaptaciones menores, todo es igual.

 
    La pareja de policías es antagónica: de un lado Marco Ruiz, un policía mexicano, hombre de familia, poco amante de los formalismos, y acostumbrado a adaptarse a las circunstancias. De otro Sonya Cross, una policía americana rubia, fría, antipática y rígida con las normas, y con pocas dotes en su trato personal con los demás. Curiosamente auque para el poli mexicano se han buscado un actor mexicano, para la policía americana se han buscado una actriz alemana…
    Las similitudes son tantas, que en las fotos que he elegido para ilustrar he puesto las equivalentes, en las mismas escenas, de las dos series… Podéis verlo vosotros mismos.



     Si, claro, hay diferencias. Ahora el trabajador social es un voluntario en un refugio para inmigrantes ilegales, la mujer cuyo marido rico sufre un infarto está más metida en  la historia que en la versión escandinava y tiene mucho más peso en la trama, el periodista sueco antipático y pagado de si mismo ahora es un borrachín que trabaja El Paso Times,… pero en lo esencial es lo mismo.



    Incluso hay escenas clavadas, como las del detective buscando información en los ordenadores con todos los demás del equipo de policía mirando por detrás.

    Lo diferente es el escenario.

     En vez de una frontera completamente abierta entre dos ciudades (Malmo y Copenhague) de dos países muy parecidos, aquí tenemos una frontera bastante más cerrada entre el norte y el sur, entre el estado de Tejas y el estado de Chihuaha, con todos los cambios que ello implica.

    Desde estéticos: la serie original era oscura, gran parte se desarrollaba de noche o en días nublados, en un ambiente urbano, de ciudades industriales. Esta se desarrolla bajo el sol luminoso y abrasador, con el desierto siempre presente  a ambos lados de la frontera.

    Hasta sociales: Curiosamente creo que a este escenario se le puede sacar más partido. En la serie escandinava el antagonismo venía sólo por los caracteres distintos de los dos protagonistas, pero en el fondo la diferencia entre Dinamarca y Suecia, entre sus respectivas sociedades, formas de ser, nivel económico y demás es bastante escasa.

   Aquí sin embargo el, escalón es considerable: El norte rico, acomodado, con unas instituciones y una Policía (aparentemente al menos.) intachables. 

    Y el sur pobre, con sus espaldas mojadas, sus maquiladoras, las mujeres desaparecidas en Ciudad Juárez, y una Policía y unas instituciones (aparentemente al menos) completamente corrupta

    Y entonces, si no tan parecidas ¿por qué perder el tiempo viendo el remake? Bueno la verdad es que la misma lógica se podría aplicar a Forbrydelsen y The Killing: si la segunda es tan parecida a la primera ¿por qué perder el tiempo viéndola? 
     La respuesta es la misma… primero porque aunque es una adaptación fiel y no es original, eso no le quita mérito a la serie. Es una buena adaptación y es una buena serie por si misma, como le pasaba a The Killing.
    Y segundo, porque como también ocurría con las otras dos, las historias evolucionan de manera distinta: la primera temporada de The Bridge es una adaptación casi exacta de la primera temporada de Bron|Broen, pero la segunda temporada de ambas siguen historias y caminos completamente diferentes. Así que aunque te de pereza que te cuenten otra vez la historia de la primera temporada, esto cambia con la segunda.

    De hecho creo que la segunda temporada de The Bridge es mejor que la primera. Alejada ya de la historia del asesino en serie y sus crímenes, a cual más espectacular –y menos verosímil, por cierto- se centra en los problemas de la frontera: trafico de drogas, de mujeres, cárteles, conspiraciones con las agencias gubernamentales de Estados Unidos implicadas…. Como dice uno de los capos de cartel, intentando comprender que es eso de un serial killer y por qué tiene tan revolucionados a los gringos:
-Han pasado dos días de que mataron al federal.
-Yaaa
-Dicen que el güey todavía no termina.
-¡Estos gringos!
-¿Qué fregado es eso de un serial killer?
-Ahhh. Es una persona que... mata mucha gente.
-Pues mucha gente mata a mucha gente: soldados, terroristas, presidentes...¿Tu crees que yo sea uno de estos serial killers?
-Ahh ¿cómo cree jefe?
-Pos yo mato mucha gente.
-Sí, pero usted es hombre de negocios.
-¿Y eso qué?
-Ejem... Que los serial killers ¡tan locos! Hacen puras cochinadas. Y violan, mutilan... y hasta se comen a sus víctimas. También... hacen cosas sexuales.
-Entonces... solo eres eres serial killer si lo disfrutas.
-Po sí. 
    Sin renunciar al ambiente de cine negro y asesinos implacables y misteriosos (muy buena la incorporación de Franka Potente como Eleanor Nacht) se centra más en el ambiente sórdido de las trabajadoras de las maquiladoras, el tráfico de mujeres, el tráfico de drogas, los cárteles.

     Por cierto, una recomendación encarecida: no la veas doblada, sino versión original. No suelo ser un talibán de la VO y los subtítulos, pero en el caso de esta serie el doblaje simplemente no es bueno. De hecho en la serie se habla un montón de español: los personajes mexicanos lo hablan entre ellos, como ocurre en realidad, y se subtitula al inglés. Así que mejor oír a un actor mexicano hablando español, o a un norteamericano intentando chapurrearlo que a un español imitando el acento de Chihuahua. ¿Os podéis imaginar como queda el diálogo anterior doblado y como queda con el original tono mexicano?
    En definitiva. Buena serie, merece la pena verla, y más aún si no has visto la original.





2 comentarios :

  1. Buenas Seldon.
    Yo he visto las dos. Claramente prefiero la sueca, más fresca y sobre todo original. Claro que la originalidad es un plus. Seguro que es más fácil pintar el Gernica la segunda que la primera vez. Hay talento, eso lo reconozco pero mejor haberlo usado en su propio guión aunque estuviera inspirado en la sueca. Me irrita además la ligereza con que la industria americana "usa" series de otros paises para explotar las posibilidades comerciales y hacer una serie de cinco o seis temporadas sólo porque es ley de mercado. Creo que el formato serie añade mucho al formato cine pero ya estoy empezando a sufrir destrozos de buenos comienzos, de buenas historias como Sons of Anarchy o Homeland, series alargadas porque sí.

    THe Killing T1 es una buena adaptación pero me parece un mal ejemplo a seguir y un peligro de homogeneización de los estilos narrativos.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues sí; estamos prácticamente de acuerdo. A mi también me gusta más la originial y también creo que muchas series mueren por alargar innecesariamente una buena idea. Gracias por tu comentario.

      Eliminar

Ya que has llegado hasta aquí, no te cortes y deja tu opinión: será bienvenida.