De que va todo esto

¿De qué va todo esto? Este blog no pretende ser más que un conjunto inconstante (espero que no incoherente) de opiniones surtidas. Pero recuerda:
"Las opiniones son como el agujero del culo, todos tenemos uno y creemos que el de los demás apesta."

viernes, 26 de diciembre de 2014

Wallander. Un inglés en Suecia



http://www.filmaffinity.com/es/film101911.html    No soy demasiado aficionado a la literatura policíaca y de detectives. Ni siquiera a los clásicos (ni Maigret, ni Poirot,... quitando Sherlock Holmes, de los cuales si puedo decir que me he leído cada cuento o novela que sobre él escribió Conan Doyle). Así que la verdad es que sobre Kurt Wallander hablo de oídas.

    Se que las novelas de Henning Mankell tiene una legión de fans, y que de hecho mucha culpa del auge de la literatura cine y TV de serie negra escandinava la tiene él: la cosa no empezó con  Steig Larsson ni con sus novelas de  Lisbeth Salander y la  saga Millenium.

    Y mira que en el caso de las series de TV negras o thriller escandinavos, de los últimos años (Forbrydelsen, Bron|Broen,... ) me declaro fan incondicional. Pero confieso que aunque hay más de una docena de novelas sobre el detective sueco Kurt Wallander, no me he leído ninguna.


    El personaje es tan popular, que los propios suecos la adaptaron al cine y la TV, no una sino dos veces. Pero ninguna de estas las he visto. Yo particularmente llegué al personaje a través de otra adaptación, pero en este caso británica, nada menos que de la BBC.

   Wallander, la serie británica, no es exactamente un remake de ninguna de las series suecas, sino que en cada episodio adapta una novela (con lo que algunas de las novelas si que tiene ambas adaptaciones). Además usa ese formato que tanto parece gustarles a los británicos (por ejemplo también lo usan en Sherlock): temporadas muy cortas (de 3 episodios) pero episodios larguísimos (de hora y media cada uno), y que a mi particularmente me resulta incómodo y me echa para atrás: cada episodio es una película completa, y no suelo encontrar el momento para dedicarle del tirón 90 minutos, cosa que no suele ser problema con episodios que duran la mitad.

     El Wallander inglés es nada menos que Kenneth Branagh, que no lo hace nada mal, aunque como desconozco la referencia original no se si es una buena elección para el personaje: un  inspector de policía en una pequeña ciudad del sur de Suecia (de hecho creo que pese a ser británica, para darle más verosimilitud está rodada allí).

    Kurt Wallander es bonachón, sombrío, y para mi gusto incluso deprimente; muchas veces no puede comprender el grado de violencia de algunos crímenes.
De hecho se suele meter tanto en la piel de las víctimas, que eso le pasa factura anímicamente.

    En las tres temporadas que tiene la serie de momento se han adaptado 9 novelas de Mankell, y a Wallander le ha tocado enfrentarse a redes de prostitución y trata de blancas,  a maltratadotes de mujeres, a piratas informáticos, a la mafia rusa, a sectas fundamentalistas cristianas,... y a simples asesinatos a priori sin ninguna relación entre si.

     Este es uno de los sellos de las tramas: aunque no siempre, normalmente hay un par de casos simultáneos por episodio (y es de suponer que por novela) que aunque parece que nada tiene que ver entre si, obviamente acaban estando relacionados.

    En concreto, las novelas que se han adaptado han sido:
La falsa pista”, “Cortafuegos” y “Un paso atrás” a finales de 2008.
Asesinos sin rostro”, “El hombre sonriente” y “La quinta mujer” a principios de 2010.
Y “El suceso de otoño”, “Los perros de Riga” y “Antes de que hiele” en el verano de 2012.
Según parece, a finales de 2014 se empezaron a rodar los 3 episodios de lo que sería la 4ª temporada, que no se emitirá hasta bien entrado 2015.

     Mezclados con los casos de cada episodio, la serie va contando la historia personal de Wallander: tiene un padre pintor con principio de Alzheimer y con el que prácticamente no se habla.

    Tiene una exmujer y una hija ya adulta a la que casi no ve. Tiene alguna que otra pareja que no le suele durar mucho por lo absorbente que es su trabajo para él. Empieza a tener problemas de salud por su edad...

    Imagino que con estas historias paralelas se habrán tomado alguna libertad, pues por lo que parece, y según me confirman algunos amigos que las han leído, el orden cronológico en el que ocurren las novelas no es exactamente el mismo que en la serie. Pero no creo que tenga gran importancia: cada capítulo es una historia autocontenida, y de hecho casi se podrían ver en cualquier orden.

    No se si es por el personaje en si, por el ritmo deliberadamente lento que tiene la serie, por su formato, tan incómodo para mi gusto, porque la adaptación no es todo lo buena que debería ser, o simplemente porque las historias de Mankell no me gustan, pero el caso es que la serie no me llegó a atrapar. Tiene capítulos realmente buenos, pero otros en los que hay que echarle paciencia y no desesperar. En conjunto para mi gusto no pasa de un interesante, pero no llega a ser una buena serie policíaca.

    Decía al principio que el personaje de Wallander es tan popular que esta no era la primera vez que se adaptaba a la pantalla, porque los propios suecos lo habían hecho ya en dos ocasiones. La primera vez comenzando en 1994, con películas para televisión, a razón de una al año (salvo algún parón a finales de los 90), de las que se llegaron a hacer hasta 9, protagonizadas por Rolf Holger Lassgård.

    Para la segunda ocasión, en 2005, eligieron a Krister Henriksson e hicieron una serie de TV de episodios bastante largos (de hora y media de duración cada uno) los tres primeros de los cuales se estrenaron en el cine.

    Esta serie duró tres temporadazas (en 2005-2006 la 1ª, en 2009-2010 la 2ª y en 2013 la 3ª) con un total de 36 episodios, aunque en este caso sólo algunos episodios son adaptaciones de las novelas de Mankell, pero la mayoría son argumentos originales que no aparecen en las novelas.

     ¿Y todo esto como lo se? Pues porque me ha picado la curiosidad de ver si el original –como casi siempre- es mejor que el remake, y me he estado informando para, algún día cuando saque algo de tiempo, echarle un vistazo a alguno de los Wallanders suecos ahora que ya conozco al británico.



No hay comentarios :

Publicar un comentario

Ya que has llegado hasta aquí, no te cortes y deja tu opinión: será bienvenida.